Nacimiento de una nueva provincia“San Vincenzo – Italia”

[Provincia de San Vincenzo – Italia] El miércoles 18 de julio de 2018 fue constituida la nueva Provincia de las Hijas de la Caridad, “San Vincenzo – Italia”  a partir de la unificación de dos provincias del Centro-Norte y el Sur de Italia. Como dijo el Superior General durante la celebración Eucarística: “Hoy se han reunido para formar una nueva Provincia, San Vincenzo – Italia. Es algo diferente de la anterior Provincia de San Vincenzo – Italia, porque ahora es una con las Hermanas de la antigua Provincia de Nápoles.

Esta unificación es el resultado de muchos años de estudio, de reflexión y de conocimiento mutuo … Para responder al grito de los pobres, es necesario compartir recursos, tanto materiales como personales. Para el mejor uso de nuestros recursos, tenemos que hacerlo juntos y colaborar”.

El evento fue precedido por una tarde de reflexión y oración acompañado por la presencia de nuestros Superiores Generales, el Padre Tomaž Mavrič y Sor Kathleen Appler. El padre Beniamino de Palma, CM, presentó la tarde con una rica meditación. Nos invitó a poner a Cristo en el centro de todo, a redescubrir la “sinodalidad”, al ser conscientes de que “la construcción de lo eclesial” “nosotros” no tiene lugar por afinidades de carácter, sino por dejarnos trabajar por el Espíritu Santo, el único capaz de componer una nueva estructura compacta a partir de nuestras diferencias”. El Padre Beniamino subrayó la necesidad de “llevar a cabo una reforma real que tenga el carácter de ablatio, racionalizando nuestra vida personal y nuestras comunidades de lo que a lo largo de los años ha agobiado y borrado la belleza de esa obra de arte que el Señor ha confiado a nuestra responsabilidad”. Los pasos que el Señor nos invita a hacer requieren que mantengamos “una mirada comprensiva hacia la humanidad, rechazando y venciendo los temores que generan cierres”. Esto fue un gran estímulo para ver la apertura de nuevos caminos para la historia de la Familia Vicenciana y no el cierre de un capítulo de la misma.

Durante una vigilia de oración el camino de la naciente provincia fue confiado a María, mujer que vivió la noche de la fe, precisamente en el aniversario de su primera aparición a Catalina Labouré. La noche acompañó a la Creación, a la fe de Abraham y a la Pascua; la noche también puede ser nuestra cuando Dios nos pide que dejemos nuestras certezas y nuestros caminos establecidos para emprender otros nuevos. Ninguna noche está totalmente vacía de luz y siempre es la condición de un nuevo amanecer. Es importante salir de nuestro propio “marco”, para permitirnos involucrarnos en las llamadas de la Caridad que nos desafían y nos abren a la novedad y a otras personas. Este fue el mensaje enviado al final del día por algunos artistas jóvenes a las Hijas de la Caridad de toda Italia reunidas para el evento.

Sor Beatriz, la Visitadora, en la intervención del día de la reunificación declaró: “Ahora solo tenemos que comenzar”. “A partir de ahora, el barco es más grande, es más sólido, navegará con mar duro, se topará con tormentas, pero Él siempre estará allí, nos permitirá seguir luchando, nos permitirá regresar con nuestra poca fe para poder decirle: “Maestro, ¿no te importa que nos hundimos, no te importa …?” Donde quiera que Él está, hay calma, donde Él está, hay paz, hay seguridad, donde Él está, hay una vida nueva, una vida real. “En la certeza de que nuestra vida se sostiene con grandes pertenencias, a Cristo, a la Iglesia, a la Compañía, enfrentémonos a los caminos de la reconfiguración con la fuerza de la fe y la audacia de la caridad, seguros de que Dios acompaña a la Compañía hasta el punto donde Él quiere que esté.

Sr. Liliana Aragno
Hija de la Caridad

Views: 232