Personas sin techo

Las zorras tienen guaridas y las aves del cielo nidos; pero el Hijo de Hombre no tiene donde reclinar su cabeza. (Mt 8, 20)

Cada día, hay más personas que viven en la calle: hombres, mujeres y niños. Las razones por las que se encuentran en esa situación son diversas, pero siempre es doloroso y crucial para una vida, marcada a menudo por la soledad, la inseguridad, la violencia y la falta de esperanza. En general la sociedad parece tener miedo de ellos y le gustaría quitarlos de las calles, pero raramente ofrecen los cuidados necesarios para su reintegración en la misma y las condiciones adecuadas para vivir una vida digna.

Al trabajar con personas sin techo, las Hijas de la Caridad, les ofrecemos  respeto, amistad y una atención sin juzgarles, ofreciéndoles los servicios necesarios para ayudarles a integrarse en la sociedad. Estos servicios incluyen:

  • centros acogida
  • albergues nocturnos
  • comedores
  • centros de salud
  • roperos
  • programas de desintoxicación
  • acceso a  servicios, tanto públicos, como privados
  • hogares
  • alojamiento temporal
  • alfabetización y auto-estima
  • asesoría jurídica
  • búsqueda de empleo