Personas con alguna dependencia

Yo he venido para que tengan vida y la tengan en abundancia. (Jn. 10,10)

Hoy día, las expectativas y exigencias de vivir como corresponde a los modelos presentados por nuestra sociedad hacen que las personas se sientan inseguras, angustiados y frustrados. Para superar este sufrimiento y olvidarse de su dolor, algunas personas se dan a las drogas y al alcohol, destruyendo a la vez sus vidas y la de sus familias.

Fieles al Evangelio y a su carisma, las Hijas de la Caridad sirven a las personas que sufren de alguna adicción y que buscan recuperar la confianza en sí mismos, ayudándoles a encontrar un equilibrio en sus vidas. Este servicio necesita personal especializado y con una personalidad adecuada, por lo que las Hermanas colaboran con especialistas a fin de ofrecerles guía y orientación espiritual y psicológica.

Algunas de nuestras hermanas trabajan en:

  • Centros de rehabilitación para personas que sufren de diversas adiciones, sobre todo a la droga,
  • Alcohólicos Anónimos