loader image

Peregrinación de la imagen de la Virgen María en Pontassieve (Florencia)

febrero 28, 2022

La «Peregrinación de María», una iniciativa nacional promovida por la Familia Vicenciana con motivo del 190 aniversario de las apariciones de la Virgen de la Medalla Milagrosa a Santa Catalina de Labouré en la Rue du Bac de París, visitó las comunidades vicencianas de toda Italia con la imagen de la Virgen. La peregrinación comenzó el 1 de diciembre de 2020 después de que el 11 de noviembre el Papa Francisco, como inicio de este viaje, bendijera la sagrada imagen de la Medalla Milagrosa atravesando las distintas regiones de Italia que concluyó el 22 de noviembre de 2021.

En Pontassieve, un gran número de personas, cumpliendo la normativa anticovid, participó en los momentos de oración ante la sagrada imagen de la Virgen. La llegada de la imagen fue emocionante; acogida con alegría y devoción por los fieles, fue seguida por la Sagrada Eucaristía celebrada por el sacerdote paúl, Padre Francesco Gusmeroli junto con el párroco de Pontassieve, Don Luciano Santini y el coadjutor, Don Francesco Vannini. La celebración estuvo animada por el coro de 5º de una escuela primaria. Además de los alumnos de 5º curso, asistieron muchos niños de otras clases que recibieron con entusiasmo a la Virgen de la Medalla Milagrosa, a la que conocen bien gracias a las iniciativas que cada año llevan a cabo en la escuela las Hijas de la Caridad. El primer día terminó con una emotiva Vigilia Mariana.

Al día siguiente, la imagen permaneció en la iglesia para el rezo de Laudes y del Rosario, que también estuvieron muy concurridos, tras lo cual la peregrinación partió hacia Florencia, a la Residencia de Ancianos Vicentina «Pablo VI».

Esta peregrinación fue realmente un viaje que quiere ser un signo de esperanza y de bendición en este tiempo de pandemia. «En medio de la difícil situación en la que se encuentra el mundo como consecuencia de la pandemia del COVID-19 y de una sociedad marcada por los conflictos y las tensiones en todos los continentes. La Familia Vicenciana, hijos espirituales de San Vicente de Paúl, que incluye congregaciones y comunidades fundadas bajo la inspiración de San Vicente de Paúl, con esta peregrinación mariana han realizado un viaje para anunciar el amor misericordioso de Dios».

En Pontassieve, la Familia Vicenciana cuenta con la significativa e importante presencia de las Hijas de la Caridad; gracias a la colaboración entre las Hermanas y la Parroquia, fue posible organizar la peregrinación en Valdisieve. Los feligreses y peregrinos que participaron recibieron la Medalla Milagrosa.

Fuente: famvin.org